Entretenimiento

Las mujeres se hacen escuchar en El Festival de Cannes

El Festival de Cannes inauguró su 77 edición con las mujeresen el centro de la fiesta fílmica, y en una jornada marcada también por protestas feministas del gremio del cine.

Del lado festivo, la actriz Meryl Streep recibió la Palma de Oro de Honor a su carrera y Greta Gerwig se convirtió en la primera realizadora americana en presidir el Jurado de la Competencia gala.

El certamen, llevado a cabo en el Gran Teatro Lumière, fue empañado ayer por nuevos casos del movimiento #MeToo sacados a la luz. Entre ellos, la denuncia de nueve mujeres, incluida una violación a una joven de 15 años, al productor francés, Alain Sarde.

Un centenar de personalidades del mundo del cine, entre ellas Juliette Binoche o Isabelle Adjani publicaron además una tribuna en la que denunciaron la inacción de las autoridades frente a los señalamientos de abusos sexuales.

Durante la rueda de prensa oficial que ofreció el Jurado previo a la inauguración, fue Gerwig quien pidió continuar “expandiendo la conversación respecto al #MeToo entre la comunidad fílmica”.

Oda a la legendaria “Dancing Queen”

El momento más esperado llegó cuando la actriz Juliette Binoche le entregó la Palma de Oro de Honor a Meryl Streep.

Tras proyectarse fragmentos de su casi medio siglo de carrera, la actriz estadounidense salió al escenario ante un público de pie, cuya ovación hizo cimbrar las butacas.

“Si la contribución de las mujeres muchas veces ha sido invisible este no es tu caso, eres un tesoro internacional. Tú has cambiado la forma en la que vemos a las mujeres en el mundo del cine”, expresó Binoche entre lágrimas.

“¿Cómo hiciste para tener cuatro hijos mientras hacías todo eso?”, añadió con humor. “¡Felicidades a nuestra ‘Dancing Queen’, Meryl Streep!”, dijo al tiempo que sonaba la mítica canción de ABBA.

Meryl, conmovida, agradeció a las cabezas del Festival, Thierry Frémaux e Iris Knobloch, por invitarla a Cannes después de 35 años, ya que la última vez que Meryl estuvo en La Croisette fue con la cinta Un grito en la oscuridad, en 1989.

“Cuando estuve aquí por primera vez ya era madre de tres hijos, estaba por cumplir los 40 y pensé que mi carrera estaba terminada, no era una expectativa irreal para las actrices de esa época.

“Y la única razón por la que estoy aquí esta noche es por los artistas tan talentosos con los que he trabajado, entre ellos, Greta. Y por ustedes, cada una de las personas de la audiencia. Estoy muy agradecida de que no se hayan cansado de mi rostro y me hayan bajado del tren”, expresó antes de tomar el preciado trofeo.

Posteriormente, se proyectó el filme Le deuxième acte, que está fuera de competencia y es dirigido por Quentin Dupieux.

Además de Gerwig, la directora libanesa Nadine Labaki, la actriz francesa Eva Green, el guionista turco Ebru Ceylan, el cineasta español Juan Antonio Bayona, el actor italiano Pierfrancesco Favino, el director japonés Koreeda Hirokazu y el actor francés Omar Sy completan el equipo que decidirán qué película se hará con el máximo honor de Cannes este año.

Noticias Relacionadas

A Piqué ya no lo dejan entrar a la casa de Shakira ni para recoger a sus hijos

Editor

¿Dónde fueron enterrados los restos de El Charro de Huentitán?

Editor

Descubren en la Antártida cuatro colonias de pingüinos emperador hasta ahora desconocidas

Mercadotecnia

Dejar un comentario